Autoshows

FAW evidencia que China quiere electrificar el mundo

A través de su marca Hongqi, el gigante automotor presentó en Fráncfort su visión de movilidad eléctrica.

FAW evidencia que China quiere electrificar el mundo

Estamos acostumbrados a ver algunas marcas chinas haciendo presencia en las principales pasarelas de autos, siempre con la promesa de ingresar a algún mercado relevante con modelos “específicamente desarrollados a medida”. Por ello, era de esperar que en el IAA Frankfurt 2019 apareciera algún fabricante oriental con una propuesta similar, pero la sorpresa es que en el principal auto show alemán no fue una sino 79 empresas chinas presentes, aunque muchos de ellas orientadas a las autopartes.

Quizás las propuestas más significativas fueron las de FAW, uno de los grandes fabricantes de autos del mundo, socio principal en China de Volkswagen y Toyota, con más de 4 millones de unidades producidas al año.

FAW se presentó en un salón internacional por primera vez en sus seis décadas de vida (establecido en 1958, fue el primer fabricante chino de autos), y lo hizo con una de sus marcas principales, Hongqi, que traduce “Bandera Roja”.

La marca es conocida en Oriente por sus muy populares sedanes; hoy, el conglomerado enfrenta un proceso de renovación para salir de sus fronteras y penetrar con fuerza en nuevos mercados.

La muestra en Alemania anticipó el nuevo enfoque de la compañía china, evidenciado en sus dos modelos en exhibición: un atractivo y superdeportivo conceptual denominado S9 Concept y un mucho menos agraciado SUV, llamado E115 Concept.

El S9 se presentó como el primer hiperdeportivo electrificado de la marca, al ser capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 1,9 segundos y de alcanzar 400 kilómetros por hora. Algo así como una especie de “mata Bugatti”.

En cuanto a su mecánica, el S9 ofrece un V8 Turbo con asistencia híbrida, un sistema que eroga a las cuatro ruedas 1.400 caballos de potencia.

No se dio mayor información, salvo que FAW quiere ponerlo en venta en China para 2021, lo que indica que su desarrollo está más que avanzado.

Por su parte, el E115 Concept es un monstruoso SUV que intentaría rivalizar con modelos como el Mercedes-Benz GLS o el BMW X7, considerando que la marca china aspira ingresar al segmento premium.

Como tampoco se dieron datos técnicos o de dimensiones, además fue exhibido con vidrios oscuros, asumimos que el interior no está desarrollado, lo que, sumado a sus monstruosas llantas y una especie de techo flotante, podríamos pensar que se trata de un estudio de diseño. Lo único cierto es que, al no haber parrilla ventilada, el E155 será un SUV eléctrico.

Hongqi quiere lanzar 17 nuevos modelos para 2025, muchos de ellos electrificados y con una buena oferta SUV, casi todos ellos disponibles para mercados internacionales.

Marcelo Palomino recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos